Cómo hacer una maleta para que pese menos y ahorrar espacio

Cuando vamos a viajar, el proceso de empacar puede llegar a ser traumático para muchos. En la mayoría de los casos, siempre terminamos sacando ropa y accesorios que deseamos llevar. Pero si conocemos cómo hacer una maleta para que pese menos, tendremos la oportunidad de ahorrar espacio.

Existen una serie de trucos que te pueden servir para que esa extenuante tarea de hacer una maleta perfecta sea mucho más sencilla.

A continuación, te dejamos algunos consejos que te ayudarán para que tu viaje sea menos estresante, quitándote el estrés que significa empacar.

Gracias a los siguientes tips, podrás hacer una maleta que pese menos y te permita ahorrar más espacio.

La maleta perfecta

Cómo hacer una maleta para que pese menos

Para hacer una maleta perfecta, hay que tener en cuenta una serie de detalles que te ayudarán a conseguirlo, lo primero es hacer lo posible para que tu equipaje pese menos.

Luego, aprender a doblar la ropa más pesada, como los pantalones para que ocupen menos espacio. También, doblar la ropa de manera que quede sin arrugas.

Trucos para que sea menos pesada

Las aerolíneas suelen tener protocolos muy estrictos con respecto al peso, por eso, es fundamental saber cómo hacer una maleta para que pese menos. Por tanto, este detalle es una de las mayores preocupaciones de un viajero.

Lo que se recomienda es empacar lo más ligero posible, y para ello la clave está en seguir los siguientes pasos:

Usa una maleta ligera

Seleccionar la maleta indicada es uno de los factores más importantes para hacer de tu maleta perfecta, ya que por sí sola tiene un peso.

Escoge la que se adapte mejor a tus necesidades y que sea resistente, pero de poco peso.

Cuida el contenido de la maleta

La clave para saber cómo hacer una maleta para que pese menos, está en organizar todo lo que deseas llevar, antes de colocarlo dentro del equipaje, así tendrás la oportunidad de verificar si llevas todo lo que realmente necesitas.

Siempre lleva equipaje de mano

Usar equipaje de mano es una excelente opción para reducir el peso total.

Solo debes verificar en la aerolínea las restricciones con respecto al equipaje que puedes llevar en cabina.

Cómo doblar pantalones para ahorrar espacio

Estas técnicas son fundamentales al momento de saber cómo hacer una maleta para que pese menos. Por lo general, la prenda que suele ser más pesada y de mayor tamaño son los pantalones, por lo que, es esencial saber cómo doblarlos para así lograr ahorrar espacio.

Lo primero a considerar, es el tipo de tela del pantalón, es decir, si es un pantalón de vestir o uno de mezclilla.

Pantalones de vestir

Se deben doblar de la manera más cuidadosamente posible y ser colocados en la superficie de la maleta.

Se recomienda meterlos en una bolsa resistente, como las usadas en la tintorería.

Pantalones de mezclilla

Para este tipo de pantalón, solo debes enrollarlos y ubicarlos en la base de la maleta.

Cómo doblar la ropa de manera que no se arrugue

Si en la ropa que llevarás, tienes materiales delicados y de tejidos, debes saber cómo doblarla, de manera que no se arrugue y puedas conseguir hacer la maleta perfecta.

Para guardar tu ropa delicada y conservarla planchada, se recomienda que la guardes en bolsas de lavado en seco.

Si se trata de más de una prenda, coloca hojas de papel cebolla entre ellas y ubícalas al tope de la maleta con otra hoja de papel cebolla entre la ropa y la cubierta.

Consejos para ahorrar espacio en la maleta

Además de conocer cómo hacer una maleta para que pese menos, es importante poner en práctica los consejos para ahorrar espacio.

Selecciona solo la ropa necesaria

Reducir al máximo la ropa que llevarás, hará que tu maleta sea más ligera y podrás ordenar mejor tus prendas.

Así que trata de no optar por prendas pesadas como las de tejidos gruesos como la lana.

Enrolla la ropa

Enrollar la ropa es una manera excelente de ahorrar espacio, ya que de esta manera podrás colocar las prendas más juntas, una arriba de otra y sin que se arruguen.

No toda la ropa se puede enrollar en forma de tubo, esta técnica solo aplica para franelas, blusas o pantalones de mezclilla.

Para el caso de la ropa de vestir o los abrigos, es mejor doblarlos de la manera tradicional.

Colocar la ropa delicada en capas

La ropa delicada se debe doblar una sola vez y ser colocadas sobre las prendas enrolladas de manera que forman una capa delgada.

Utiliza estuches de lentes

Los estuches de lentes pueden servirte para llevar cosas como tus audífonos, el cargador o cable USB de tu móvil, un reloj y otros accesorios de menor tamaño.

Coloca las joyas en bolsas de cierre mágico

Guardar las joyas que llevarás en la maleta dentro de bolsas plásticas de cierre mágico.

Esta técnica evitará que se puedan enganchar a la ropa o que se pierdan en el medio de las prendas, ubica las bolsas debajo de toda la ropa.

Zapatos dentro de gorros de baño

La mejor manera de guardar los zapatos en la maleta y evitar que ensucien la ropa, es colocándolos dentro de gorros de baño y ubícalos alrededor de la maleta.

Guarda cosas dentro de los zapatos

Puedes aprovechar el espacio libre dentro de tus zapatos para guardar cosas pequeñas, como por ejemplo medias.

Enrolla la ropa interior

Las prendas de ropa interior también pueden ir enrolladas para ahorrar espacio, y colocarlas en los bolsillos de los pantalones o de algunas camisas.

Frascos de vidrio dentro de los calcetines

Si llevas frascos de vidrio, como perfumes, una manera de guardarlos para ahorrar espacio, es colocándolos dentro de los calcetines y acomodar estos entre las capas de ropa doblada o dentro de las prendas enrolladas.

Ropa sucia en bolsas de vacío

Una manera de guardar tu ropa sucia para que ocupe menos espacio, es colocándola en bolsas de vacío que pueden ser enrolladas fácilmente.

¿Qué tipo de maleta usar según el destino?

Un factor fundamental al conocer cómo hacer una maleta para que pese menos, es seguir una serie de parámetros que puedes considerar para elegir la ideal para viajar y son los siguientes:

Tamaño adecuado

El tamaño de la maleta dependerá de la duración del viaje. Si tu viaje solo es por una semana o menos, lo ideal es seleccionar una maleta pequeña que puedas llevar en la cabina.

Si se trata de un viaje que durará más de una semana, debes usar una maleta entre 50 y 60 litros. Una maleta de más de 60 litros no es muy recomendable, ya que sería difícil de transportar.

Rígida, blanda o semirígida

El tipo de maleta más recomendado es la semirrígida, ya que protege el contenido, se puede deformar de manera que se ajustan a cualquier espacio, son más ligeras, y tienen más capacidad.

En el caso de la maleta rígida, el contenido estará más protegido, pero es de mayor peso y no puede deformarse para entrar a cualquier espacio. La opción menos recomendada es la blanda, ya que no protege el contenido de golpes.

Con ruedas o sin ruedas

Definitivamente, la opción ideal es una maleta con ruedas, las hay de dos o cuatro ruedas, y estas pueden ser empotradas, de goma o pivotantes.

Accesorios

Según el destino, pueden ser útiles accesorios para la maleta, tales como: los tirantes tipo mochila, bolsas compresoras.

Algún distintivo exterior para poder diferenciarla en caso de pérdida, capa impermeable, un candado o cierre con combinación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.